Comentarios

1) Tiene una estructura de reglas que asegura un proceso eficiente, expedito y transparente.

2) Hace énfasis en la conciliación. El Reglamento del CEDCA contempla un procedimiento autónomo de conciliación y una fase previa no obligatoria de conciliación dentro del proceso de arbitraje. Así mismo, prevé la posibilidad de darle forma de laudo a los acuerdos conciliatorios.

3) Mecanismo objetivo para la selección de los árbitros. El tribunal arbitral se designa de mutuo acuerdo. No se contempla la figura de los “árbitros de parte”.

4) Posibilidad de designar a árbitros o conciliadores nacionales o internacionales fuera de la lista oficial del CEDCA, previo acuerdo entre las partes.

5) Cuenta con un procedimiento expedito para disputas de menor cuantía, que reduce significativamente el tiempo de duración y los costos de arbitraje.

6) Permite la práctica de medidas preventivas luego de introducida la demanda y antes de la constitución del tribunal arbitral, con lo que busca garantizar la efectividad del laudo arbitral.